martes, 26 de octubre de 2010

NIGHT OF THE DEMONS (Night of the demons, 2009) 88´











FICHA TÉCNICA

Dirección -Adam Gierasch
Guión -Jace Anderson/Adam Gierasch
Fotografía -Yaron Levy
Música -Joseph Bishara
Producción -John J.Anderson/Michael Arata/Jerry Daigle/Raymond J.Markovich

INTERPRÉTES

Monica Keena (Maddie)
Shanon Elizabeth (Angela)
John F.Beach (Jason)
Edward Furlong (Colin)
Diora Baird (Lily)
Michael Copon (Dex)

SINOPSIS

Años veinte. Una sesión de espiritismo acaba con la desaparición de todos los miembros exceptuando la de la anfitriona, quien se ahorca decapitándose. Ochenta años más tarde y en el lugar de los hechos se organiza una salvaje fiesta de Halloween.

Simpático remake dirigido por el guionista habitual de la última etapa de Tobe Hooper, quien en esta ocasión se preocupa por narrar los hechos que desembocaron en la maldición de la casa protagonista de la saga.

Como viene siendo habitual en estas revisiones de última generación, el apartado técnico supera a la predecesora (resaltar la fotografía en verde que ilustra las secuencias de los demonios) siendo sin embargo sus efectos visuales bastante discretos en su conjunto.

La película posee dos partes claramente diferenciables, siendo la primera de ellas una especie de presentación de personajes, a todas luces innecesaria dado su calado emocional, sumergida en un videoclip de cuarenta minutos. Es en el segundo tramo en el cual se muestra una lucha por la supervivencia lleno de sustos, carreras, sangre y demonios.

Una vez más la película está protagonizada por playmates y culturistas, mereciendo mención aparte la simpática Monica Keena (una habitual ya del género) junto a la recuperación de actores como Edward Furlong (Terminator 2) o Shanon Elizabeth (13 fantasmas).

Entretenido remake lleno de guiños a la saga (el pintalabios, el baile de Angela, la felación a la botella…) que no llega a superar al original a pesar de que objetivamente (historia, medios técnicos…) tiene todo para hacerlo.
Para los más pacientes aguarda un chiste final tras los títulos de crédito.

Escena: El homenaje a la escena del pintalabios de la primera entrega, un poco más hardcore que su predecesora.

Lo mejor: Monica Keena y los demonios.

Lo peor: Una primera parte con ínfulas de videoclip.

Curiosidad: Cameo de Linnea Quigley (es la mujer que abre la puerta a unos niños y les da unos caramelos) que aprovecha para reproducir la escena introductoria de su personaje en la cinta de 1988 mostrando su archiconocido trasero.

Valoración: 6/10

1 comentario:

  1. Hi, nice blog & good post. overall You have beautifully maintained it, you must submit your site for free in this website which really helps to increase your traffic. hope u have a wonderful day & awaiting for more new post. Keep Blogging!

    ResponderEliminar