miércoles, 9 de noviembre de 2011

VIERNES 13 PARTE 8 JASON VUELVE PARA SIEMPRE (Friday the 13th part 8 Jason takes Manhattan, 1989) 95





“Nueva York tiene otro problema”

FICHA TÉCNICA

Dirección-Rob Hedden
Guión-Rob Hedden
Fotografía-Bryan England
Música-Fred Mollin
Producción-Randy Cheveldave

INTERPRÉTES

Jensen Daggett (Rennie)
Todd Shaffer (Jim)
Peter Mark Richman (Charles McCulloch)
Barbara Bingham (Colleen Van Deusen)
Vincent Craig Dupree (Julius)
Tiffany Paulsen (Suzy)
Kane Hodder (Jason)

SINOPSIS

Una embarcación de recreo echa el ancla en el lago de Crystal Lake, liberando de su prisión acuática a Jason Voorhees, quien da buena cuenta de la pareja que se encuentra a bordo. Continuando su periplo de muerte, Jason accede hasta un barco en el que viajan un grupo de alumnos que se encuentran celebrando su graduación y cuyo destino es la ciudad de Nueva York, donde Jason pasará bastante desapercibido ante unos habitantes tan cosmopolitas como extravagantes.

Última cinta de Jason producida por Paramount (New Line Cinema se haría con los derechos del personaje en la nueva década) y que intenta erigirse nuevamente como cierre de la serie. Aunque el resultado final no difiere demasiado de los anteriores títulos.

Así, el engañoso título ubica a Jason en un ambiente urbano frente al habitual camping de Crystal Lake, aunque a decir verdad tres cuartas partes de la película se desarrollan en el citado buque (debido a motivos meramente económicos por lo complejo y costoso de rodar en la ciudad de los rascacielos), siendo esa la principal traba de la cinta. Y es que dicho segmento de metraje es tremendamente aburrido, frente a las secuencias que tienen lugar en la ciudad, mucho más simpáticas y ágiles en su narración.

Otro de los grandes problemas de la película es la propia concepción del personaje de Jason. Olvida su esencia de asesino sin escrúpulos, que llega, mata y se marcha para presentarnos a un asesino escondido entre las sombras, espiando y con una ubicuidad que es tan absurda como sorprendente. Escapen en la dirección que escapen las víctimas, aparece Jason frente a ellos. Además deja de usar el machete como arma preferente para tratar de dotar de originalidad los asesinatos (así utiliza elementos como una guitarra, una roca de sauna…), un nuevo error en el concepto del personaje.

La parte que se desarrolla en la ciudad es gratamente entretenida, pero el camino recorrido hasta dicho momento es tan aburrido y nefasto que mata la película antes del citado tramo conclusivo.

A todo lo anterior hay que unir el intento de dotar a Jason y el personaje de Rennie de una conexión psíquica, así como la presencia del asesino de Crystal Lake de niño, elementos que terminan por rematar la propuesta dentro de un aire metafísico pueril.

Una más y van ocho de la fructífera serie, y donde el nivel de calidad continua bajando.

Escena: La pelea de boxeo en la azotea entre Julius y Jason, con este último aguantando estoicamente toda una retahíla de puñetazos para finalizar la lid de una manera tan brusca como genial.

Lo mejor: Toda la persecución final de Jason a la pareja protagonista a través de la ciudad de Nueva York

Lo peor: Que para llegar a esos veinte minutos finales haya que soportar más de una hora de metraje aburrida y fatalmente planteada.

Curiosidad: Cuándo Jason entra en un bar y lanza a un fortachón cocinero contra un espejo, se trata del especialista Ken Kirzinger, quien, por cosas del destino encarnaría el mismo a Jason en el crossover de Ronny Yu de Freddy contra Jason (2003).

Valoración: 3/10

1 comentario:

  1. hiii .. Nice Post ..

    For More ENtertainment ..

    www.ChiCha.in

    www.ChiCha.in

    ResponderEliminar